Ropa cómoda después de la cirugía de glúteos

Ropa cómoda después de la cirugía de glúteos

 

Los procedimientos de realce de glúteos se pueden realizar con injertos de grasa o con implantes de glúteos en la actualidad. Cada paciente tiene diferentes características anatómicas y deseos, y la cirugía plástica tiene diferentes procedimientos que pueden proporcionar los resultados esperados. Por ejemplo, se prefiere el injerto de grasa y se recomienda para pacientes que desean un aumento moderado del glúteo con un aspecto natural y sin riesgos significativos o complicaciones potenciales. Sin embargo, los implantes son la mejor opción para las pacientes que desean obtener una proyección más impresionante de los glúteos y un aumento más considerable. Cada procedimiento tiene sus ventajas y desventajas y sólo puede realizarse en pacientes con buena salud y condición emocional que están conscientes de lo que se puede esperar.

El período de recuperación es un tiempo en el que la paciente necesita adoptar un cierto comportamiento y seguir algunas reglas al pie de la letra. Por ejemplo, sentarse sobre los glúteos y acostarse sobre la espalda está estrictamente prohibido durante un mínimo de tres semanas después de la operación. Para las pacientes acostumbradas a descansar boca arriba, esta puede ser una perspectiva desalentadora. Sin embargo, el no poder sentarse sobre los glúteos por tanto tiempo está asociado con una cierta incomodidad. El cirujano plástico le dará ciertas instrucciones para que la molestia sea más tolerable en las primeras semanas después de la operación. Entre ellas estará la recomendación de ponerse ropa cómoda después de la cirugía de glúteos. 

Algunas pacientes están acostumbradas a quedarse en la casa vestidos con jeans o algo similar. Después de la cirugía de glúteos, lo más probable es que sus jeans ya no le queden bien. Tenga en cuenta que aparte del aumento que ocurre durante la cirugía, también estamos hablando de un nivel de inflamación que ocurre naturalmente como resultado de los traumas que ocurren durante la cirugía. Esto significa que sus glúteos serán significativamente más grandes que antes y necesitará ropa nueva. En general, los leggings y los pantalones de chándal son las opciones ideales para las primeras semanas después de la cirugía. Tenga en cuenta que usted también usará prendas de compresión, cubriendo tanto los glúteos como las áreas donantes si tiene una transferencia de grasa a los glúteos. 

La ropa cómoda es importante para que se sienta a gusto y aliviar la incomodidad que puede estar asociada con el período de recuperación. Sin embargo, se debe advertir a las pacientes sobre la posibilidad de obtener un nuevo vestuario antes del procedimiento. Los resultados son visibles inmediatamente después de la cirugía, pero los resultados finales que le acompañarán a largo plazo pueden tardar unos meses en aparecer, a menudo entre tres y seis meses. La recomendación es posponer la compra de ropa nueva hasta que los resultados sean definitivos y usar ropa cómoda hasta entonces.  

Related Posts

Deja un comentario

Hi there! Click one of our representatives below and we will get back to you as soon as possible.